5 razas de gatos que no sueltan pelo

Los gatos, junto al perro, forman parte del restringido club de los animales más utilizados como mascotas. Si bien, a diferencia del perro, es un animal más independiente, que no necesariamente se deja llevar sin más.

Sin embargo, sin duda, son adorables, dada su elegancia, su toque de misterio y su toque cariñoso, claro, cuando quieren.

Por otro lado, la selección humana, los cruzamientos naturales y las ocasionales mutaciones, han generado una gran variedad de razas, con colores, tamaños y otras características particulares. Los hay negros, amarillos, naranja, grises, rosados, blancos, de dos o de tres colores, e incluso, gatos azules.

Además, su cola hipnótica nos permite desentrañar su estado de ánimo, aunque, hay también gatos con cola tan corta que no nos dice nada, como las razas bobtail y manx.

Claro está, no todo son rosas con los gatos, también, arrastran ciertos problemas, tales como, su costumbre de afilar sus garras en nuestros almohadones y sillones, o colgarse de las cortinas.

Otro problema es la cantidad de pelos que desprenden, el cual termina adherido a tus sillones, cama, cortinas y ropa.

Aunque hoy en día este claro que el pelo de gato en sí mismo no provoca enfermedad alguna, sí puede ser vehículo de restos de orina, esporas, saliva del propio animal o escamas de piel, que pueden causar enfermedades, como alergias o toxoplasmosis.

En todo caso, de por sí, es incómodo encontrar pelos de gato por doquier en la casa. Si este problema te preocupa, pero, al mismo tiempo te fascinan los gatos o le fascinan a tu pareja o a alguien de la familia, afortunadamente la variedad gatuna te da una solución.

Resulta que existen razas de gatos que, o bien, carecen prácticamente de pelaje, o lo poseen muy corto y oleoso, por lo que casi no lo desprenden.

Por otra parte, algunas de estas razas producen escasa cantidad de una proteína de la piel llamada Fel D1, que es la responsable de generar las reacciones en las personas alérgicas.

Sin embargo, debes tener en cuenta que no tener pelo, no implica no causar alergia, de hecho, verás que algunas razas sin pelo, producen grandes cantidades de Fel D1.

Así que, veamos a continuación 5 de esas razas de gatos que no sueltan pelo o lo hacen escasamente.

LEER  Mi gato bebe mucha agua, ¿debo preocuparme?

1. El gato esfinge o sphynx

Pese a que, también, se le llama gato egipcio, lo cierto es que esta raza es oriunda de Canadá, siendo una de las tres razas existentes que prácticamente carecen de pelaje.

Sin embargo, es uno de los ejemplos de raza sin pelaje que producen grandes cantidades de Fel D1, ya que, producen mucha grasa y secreciones, dada su alimentación.

Características físicas

Obviamente, no esperes encontrar el clásico minino de apariencia sedosa y aspecto que provoque abrazarlo a todo el mundo. Más bien, tiene un cierto aspecto de desprotegido, con un color rosado y, encima, generalmente, no presenta los característicos bigotes.

No es propiamente pelado, ya que posee una cubierta de pelusa muy corta y suave.

Además, su cabeza triangular, con pómulos sobresalientes, frente levemente aplanada y grandes orejas puntiagudas, le dan una apariencia muy peculiar.

Por su parte, los ojos son grandes y relativamente bastante separados, carecen de pestañas y de cejas.

En tanto que su cuello es relativamente largo, y su cuerpo tiene una cierta forma de pera, debido a su prominente barriga. Lo remata una larga y delgada cola, muy flexible, semejante a un látigo.

Temperamento

Eso sí, son gatos muy pacíficos, amigables y dulces, con gran inteligencia y curiosidad. Por otra parte, requieren gran atención y contacto con su dueño, siendo muy cariñosos y manteniendo un ronroneo constante.

2. Don sphynx o Don sin pelo

Aunque te asombre, esta raza surgió a partir de gatos que sufrieron una mutación provocada por la radiación generada por la explosión de la planta nuclear de Chernobil en 1986.

Los gatos mutantes eran propiedad de Elena Kovaleva, una criadora de gatos de la ciudad rusa de Rostov del Don.

Así que, combinando su lugar de origen y su similitud con los gatos Sphynx, se le dio su nombre. Aunque su nombre oficial pasó a ser donskoy, ya que no tiene nada que ver con el gato Sphynx.

Características físicas

Se trata de un gato que nace con pelo y lo va perdiendo a medida que crece, por lo que su color puede ser gris oscuro o negro, pasando por blanco hasta tonos de rosado.

Es muy musculoso, de mediano tamaño, con cabeza triangular, pómulos desarrollados, de largas orejas y ojos algo alargados, con forma de almendra.

LEER  5 plantas tóxicas para gatos con las que tener mucho cuidado

Además, presenta un rostro de piel algo arrugada, sobre todo en su frente plana, con las áreas de bigotes prominentes, pero, con escasos o nulos bigotes, y una cola larga y fina. Curiosamente, esta raza de gatos presenta los dedos de sus patas palmeados, bien diferenciados.

Temperamento

Es un gato muy sociable, afectuoso, inteligente y juguetón, por lo que resulta muy simpático. Eso sí, son sumamente activos, y estarán trepando y corriendo por toda la casa.

Precisamente por su gran sociabilidad, no toleran mucho quedarse solos, son muy dependientes, aunque, igualmente, muy fieles.

3. Peterbald

Esta raza de gato sin pelo se originó en San Petersburgo, Rusia, en el año de 1994, cruzando gatos siameses y orientales con gatos rusos Don sphynx. De ahí su peculiar nombre, qué traducido significa “Pedro pelado”.

Características físicas

Estos gatitos muestran unas líneas muy estilizadas y armónicas, con una cabeza que forma un triángulo equilátero casi perfecto y largas orejas de base amplia.

Por otra parte, sus ojos son grandes en forma de almendra, ni saltones, ni hundidos, dispuestos en una cabeza proporcional a su alargado y musculoso cuerpo, con largas y finas patas.

Si bien llegan a carecer totalmente de pelo, hay variedades de pelo de cepillo, pero, en todo caso, sueltan poco pelo.

Por tanto, pueden presentar desde color rosado, lila o grisáceo en los sin pelo, pasando por amarillo atigrado en los de pelo cepillo, hasta bicolor, blanco y castaño.

Temperamento

Si bien son gatos enérgicos, son realmente muy pacíficos, de temperamento dulce, excelentes compañeros.

Además, son animales muy inteligentes y pacientes, aunque muy dependientes de una constante atención y afecto de sus propietarios.

4. Bengalí

El origen de esta hermosa raza de gato está en un cruce entre un gato doméstico y una hembra de gato de Bengala o gato leopardo (Prionailurus bengalensis), una especie asiática, logrando un híbrido intergenérico.

Luego, siguió un cuidadoso proceso de cruces de estos híbridos con ejemplares de gatos domésticos de patrón de coloración moteado, como la raza Mau egipcio.

Obteniéndose, finalmente, una raza de gato de manto similar a un leopardo, que, al mismo tiempo, fuese dócil y fértil. Este proceso fue llevado a cabo en los EE. UU.

LEER  Las 7 mejores marcas de comida para gatos

Características físicas

Además de su patrón de coloración moteado, similar al leopardo, su pelo es sedoso, corto y aplicado al cuerpo.

En tanto que su cuerpo es robusto, musculoso, de pesados huesos, siendo un gato grande, que llega a pesar, en los machos, hasta 9 kilogramos. Las hembras no superan los 5 kilogramos.

Por otra parte, poseen una cabeza redondeada, ancha, escasamente acuñada, con orejas pequeñas, ojos almendrados de color amarillo verdoso y una cola gruesa de tamaño medio

Temperamento

Es un gato muy sociable y juguetón, con un alto nivel de actividad y curiosidad. El bengalí es muy cariñoso y apegado a su dueño, al que seguirá por toda la casa.

Por otra parte, son gatos muy astutos e insaciables, así que si te descuidas, no dudarán en hurtar alimentos de tu cocina o mesa.

Una característica peculiar es que, a diferencia del resto de gatos domésticos, el bengalí adora nadar, una herencia de su madre silvestre.

5. Ruso azul

Se trata de una raza antigua, cuyos orígenes no se han establecido claramente, aunque se piensa que los primeros ejemplares llegaron a Inglaterra desde Rusia.

Concretamente, desde la ciudad portuaria de Arcángel, situada al norte de Rusia.

Características físicas

Es un gato de mediano a grande, cuyos machos pueden llegar a pesar hasta 7 kilogramos, mientras que las hembras rondan los 4 kilogramos.

Poseen una cabeza ancha, triangular, de mentón fuerte, hocico corto, con ojos color verde esmeralda, aunque también los hay con ojos amarillos.

En tanto que sus orejas son largas, de base ancha y extremos agudos. Así mismo, su cola es recta, larga, aunque manteniendo la proporción con el cuerpo.

Por otra parte, su pelaje es corto, con textura de doble capa, ligeramente separado del cuerpo, fino y de color gris oscuro, algo azulado. La subcapa es muy densa, lo cual lo distingue de cualquier otra raza de gato.

Temperamento

Es un gato muy tranquilo, cariñoso e inteligente. Además, adora jugar, aunque llega a ser algo desconfiado y tímido con los desconocidos. En todo caso, es importante estimular su juego, para que derroche su exceso de energía y ejercite sus músculos.

Su gran inteligencia le hace proclive a aprender ciertos trucos, como abrir ventanas y puertas. Por otra parte, es un gato muy pulcro.

Total
0
Shares
También te puede gustar