Mi conejo bebe mucha agua ¿debo preocuparme?

La domesticación de animales comunes como los perros y el ganado (porcino, vacuno y ovino), es un proceso que inició hace unos 15.000 años atrás. En cambio, la historia de otros animales domésticos, como el conejo, tiene apenas 1.400 años.

En sus inicios, el conejo europeo o ibérico (único ancestro conocido del conejo doméstico) habitaba al sur de Francia y en la Península Ibérica. Razón por la cual, la iglesia empezó a considerar al conejo como un alimento apto para el consumo, especialmente durante la Cuaresma.

Hoy en día, la adaptación de los conejos al entorno humano ha sido tan buena, que muchas personas optan por adquirir un conejo como mascota. Aunque la compañía de este peludo amigo es una grandiosa opción, es importante que tengas en cuenta cuáles son los cuidados básicos que necesita y qué tan importante es para esta mascota beber suficiente agua.

Características y cuidados de los conejos

Los conejos domésticos son animales muy adaptativos, por lo que pueden acoplarse a diferentes estilos de vida, según sus características. Su peso no suele sobrepasar los 4 kilogramos y la esperanza de vida promedio de este animal es de 7 a 10 años, mientras viva en óptimas condiciones.

Este tipo de animales, cuentan con un complejo sistema digestivo, el cual les obliga a tener un apetito insaciable durante todo su día. Especialmente el heno, la hierba y la alfalfa seca, deben ser alimentos a los cuales un conejo debe tener acceso constante.

De igual manera, un conejo que consume agua de buena calidad, suele enfermarse menos y vivir más. Por lo que es recomendable darles siempre agua apta para el consumo humano, así garantizarás el bienestar de tu mascota.

¿Cuánta agua beben los conejos al día?

Como todo ser vivo, los conejos necesitan beber agua para vivir. Aunque esta parezca una respuesta evidente, no lo es, ya que, en el pasado, la forma de criar a estos animales parecía no requerir el consumo de este vital líquido.

Esta creencia se encuentra muy relacionada con el hecho de que la alimentación de los conejos, en aquel entonces, era mucho más natural. Su dieta incluía zanahorias, remolacha y una gran variedad de hierbas, todos con un alto contenido en agua.

Siendo esta la razón principal de que los criadores no se preocuparan por darle agua a estos animales.

No obstante, las condiciones de cría actuales han cambiado, tanto así que hoy día, la alimentación de los conejos se basa principalmente en pasto seco o rastrojos, con un porcentaje de humedad menor al 14 %. Convirtiendo en una necesidad nutricional el consumo de agua, para que los mismos puedan vivir una vida óptima.

LEER  Cómo criar caracoles en casa

Se estima que el consumo de agua de un conejo adulto, es aproximadamente el doble de la cantidad que ingiere en alimentos sólidos. Es decir, que requiere de un alto consumo de agua (a pesar de su pequeño tamaño).

Una hidratación inadecuada o la falta de la misma, puede llevar a que el animal desarrolle problemas de salud. Lo que puede acabar causando un shock térmico o fallos renales.

En cifras más precisas, un conejo saludable consumirá más o menos agua según la edad y el peso.

Por ejemplo, un conejo de mes y medio de edad, cuyo peso es de unos 750 gramos aproximadamente, debe consumir al día 120 ml de agua. En cambio, un conejo de más de año y medio, con un peso de 2,5 kilogramos, tiende a consumir unos 400 ml de agua diarios.

Un mayor consumo de agua, se considera normal en el caso de conejas embarazadas o que acaben de parir y se encuentren amamantando. Bajo estas circunstancias, consumirán de 1,5 a 3 litros de agua al día durante el periodo de lactancia.

Al igual que sucede con muchas otras mascotas, el consumo de agua también puede variar por diferentes causas externas. Debido a que, si el conejo come mucho, hace actividad física y adicionalmente se encuentra en un lugar con mucho calor, el animal podría beber más agua de lo normal.

Conocer cuánta agua debe beber un conejo para sobrevivir es sumamente importante, pero también lo es conocer qué tipo de agua pueden consumir y por qué en ocasiones no toman las cantidades adecuadas.

1. Tipo de agua adecuada para el consumo de un conejo

Entre las diferentes fuentes de agua que existen se puede encontrar (con sus pros y sus contras):

  • El agua de grifo: puede ser una opción adecuada si la calidad del agua es suficientemente buena. En caso contrario, si el agua se encuentra demasiado alcalina o tiene altos niveles de cloro o calcio, lo mejor será utilizar otra fuente.
  • Agua mineral embotellada: para ello se debe contar con un agua de mineralización débil. Siendo el único inconveniente, el precio asociado a comprar continuamente este tipo de productos (además de los desechos plásticos que genera).
  • Agua desionizada, filtrada o de pozo

Sin embargo, uno de los detalles más relevantes a considerar es que el agua sea potable y apta para el consumo humano. De ser así, con mucha seguridad será una buena opción para tu conejo.

LEER  Como limpiar caracolas

Conocer la procedencia y características del agua, ayudarán en gran medida a decidir qué agua es la más adecuada para tu conejo. Esto se debe, a que muy probablemente si el agua tiene un sabor extraño, ya sea por las cantidades de cloro o cal, podría causar que el animal no desee beber suficiente agua.

2. Causas por las que mi conejo no toma suficiente agua

Teniendo en cuenta la importancia de que nuestro conejo beba suficiente agua, es normal preocuparnos si percibimos que nuestra mascota no está consumiendo la cantidad apropiada. Es por ello, que a continuación te mencionamos algunas de las razones que podrían estar asociadas a esta conducta.

  • No sabe beber agua del recipiente: esto suele suceder más a menudo de lo que te imaginas. Por ejemplo, cuando se cambia de un bebedero a otro, es decir, se pasa de utilizar cuenco a una botella con dispensador, o viceversa.
  • El agua está sucia: por diferentes motivos, el agua puede encontrarse sucia o con mal olor, lo que le da un mal sabor. Si este es el caso, el animal va a preferir dejar de consumir agua. Esto suele ser muy común en recipientes en forma de cuencos, ya que, debido a su abertura, el agua está muy expuesta a ensuciarse, también en bebederos de botella, los cuales son más difíciles de limpiar, incluso en ocasiones cuando intentas darle algún medicamento a tu conejo mezclado con el agua, es muy posible que la rechace.
  • Está enfermo: un conejo enfermo, tiende a dejar de comer y beber, pero no solo eso, también puede presentar comportamientos extraños como emitir ruidos de dolor, tener los ojos muy cerrados o estar muy quieto. También puede presentar otros síntomas como caída del pelo, diarreas, problemas de respiración, ojos llorosos, entre otros.
  • Está muy viejo: en el caso de que tu conejo deje de tomar agua y empiece a estar mucho más quieto de lo habitual (considerando que ya no es un conejo joven), posiblemente su conducta se relacione con que se está haciendo mayor. Como sucede con las personas, cuando un conejo empieza a envejecer, es cada vez menos activo. En estos casos, es fundamental que le controles estos hábitos, dándole de comer y beber tú mismo, así evitarás que se enferme.

Posibles razones para que mi conejo beba mucha agua

El complejo sistema digestivo de los conejos, los hace dependientes a tener un acceso constante a los alimentos, así como al agua potable. Por lo tanto, lo más importante es conocer las necesidades que tiene tu mascota, para que de esta manera puedas ofrecerle las mejores condiciones de vida.

LEER  Razas de vacas españolas

En ocasiones, podemos notar que nuestro conejo empieza a beber más agua de lo acostumbrado. Esta situación es normal si:

  • En el momento hace mucho calor (por ser época de verano)
  • Ha comido mucho heno
  • El conejo ha estado realizando ejercicio y jugando

Porque estas son circunstancias en las que el animal sentirá la necesidad de mantenerse hidratado.

Otra causa muy recurrente se encuentra asociada al tipo de recipiente para agua que utilices para darle de beber a tu conejo. Si utilizas bebederos de botella con dosificador:

  • Es posible que tu conejo no sepa usarlo y se quede mucho rato intentando obtener agua del mismo, sin lograr un resultado satisfactorio.
  • Si la botella o el mecanismo, se encuentra averiado, muy probablemente por más que el animal se esfuerce en beber agua del mismo, no lo conseguirá.

Por lo tanto, en este tipo de situaciones es recomendable que le prestes especial atención, a si disminuye o no, el nivel del agua de la botella.

Si después de una minuciosa observación del consumo de agua de tu conejo, te das cuenta de que, si está bebiendo mucha más agua de lo normal, y no consigues ninguna razón evidente. Entonces, la causa pudiera estar asociada a la existencia de un problema renal o de algún padecimiento que afecte su salud.

¿Cuándo acudir al veterinario si mi conejo bebe mucha agua?

Es muy importante prestar especial atención a las actividades diarias de tu conejo. Es decir, que si por casualidad empiezas a notar que tu conejo cambia sus hábitos alimenticios o empieza a beber más agua de lo habitual, es esencial que le informes a un experto de la salud animal acerca de los cambios que has observado.

Si percibes que tu mascota está bebiendo agua de forma desproporcionad, lo más recomendable que lo lleves a una consulta con un especialista lo antes posible. Dado que, cuando un conejo deja de comer y bebe muchas más agua de la que realmente necesita, puede significar que está experimentando alguna afección física.

“Si estos problemas no son atendidos lo más pronto posible, podría causarle la muerte en las próximas 24 horas”

Total
0
Shares
También te puede gustar